El sector del descanso no para de innovar y transformar algo tan sencillo como la fabricación de un colchón, a la que cada vez se le van introduciendo mejoras en los materiales, aplicaciones tecnológicas con el fin de medir el sueño y la calidad del mismo o un vanguardista sistema antironquidos, dando solución para los ronquidos molestos que no permiten profundizar en el descanso. 

Dormir no es lo mismo que descansar

Cada persona necesita unas horas de sueño al día para sentirse bien. Hay quien necesita ocho horas y hay quien con cinco horas tiene suficiente. Todo ello dependerá de muchos factores. Pero lo importante es conciliar ese sueño de la mejor manera posible, hacer que esas horas, sean más o menos, horas de calidad. 

El mercado del sueño está apostando en los últimos años por la innovación y la tecnología para mejorar el producto en cuanto a calidad y comodidad pero también para dar solución a otros problemas, como crear un sistema antironquidos destinado especialmente a la población que sufre este problema o a las parejas, en las que uno o los dos, lo sufren. 

Solución para los ronquidos

Cada persona precisaría un colchón que se adaptase a sus necesidades buscando por encima de todo potenciar el sueño profundo y la calidad del descanso. 

Diferentes investigaciones han hecho posible crear un sistema revolucionario en el mundo del descanso con la solución para los ronquidos a través de un colchón que conectado a una aplicación que monotoriza el sueño, adaptando el colchón y articulando el somier para acabar con los ronquidos combinando descanso y silencio. 

Auge del sector del descanso: empleo en expansión

El auge de las franquicias de grandes colchonerías ha contribuido a la expansión del sector y que se haya incrementado el número de empleados tanto en la fabricación como en los puntos de venta. 

El hecho de que hayamos pasado mucho tiempo en casa debido a la crisis sanitaria, ha sido clave para que en la mayoría de hogares se hayan dado cuenta de la necesidad de cambiar los colchones. Algo que debería hacerse como recomendación general en un plazo entre 8 y 10 años, ya que durante este periodo de tiempo los componentes del material van perdiendo calidad y efectividad hasta llegar al punto en el que su uso puede perjudicar en el descanso. Tampoco hay que olvidarse de la almohada cuyo plazo de renovación recomendado es de un máximo de 2 años. 

Nadie oye su propio ronquido, pero sí el del vecino

Es algo muy común cuando se le pregunta a alguien si ronca. Todo el mundo dice que no. Y es normal, uno no se suele oír así mismo, pero sí escucha a la persona que tiene al lado. 

Todos buscan una solución para los ronquidos, desde remedios caseros hasta tiras para la nariz. Estas soluciones a medias no dejan de ser parches a un problema mayor: el ronquido viene determinado por un problema mayor y un mal descanso por éste puede, a su vez, generar un grave problema.

Por tanto, es necesario buscar esa solución a los ronquidos que va desde llevar una vida más saludable con la práctica del deporte y una mejor alimentación, a medir la calidad del sueño para saber de esas horas que estamos durmiendo, cuántas de ellas son de sueño profundo. 


0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *